Seleccionar página

Arte y Filosofía

La mano de alguien cercano

No hay nada que dé más seguridad que tomar la mano de alguien cercano.

Entre el cenit y el suelo, Almudena Recuero

Dos manos

Almudena Recuero

Desde un ángulo cenital, a una altura considerable del suelo, dos manos juntas. Con los tonos cálidos del atardecer, recuerdan la idea de que «nuestros antepasados, se protegían de las alturas con el contacto«.

No hay nada que dé más seguridad que tomar la mano de alguien cercano.